Biografía

 

Me comprometo a ayudar a forjar la Costa Rica del futuro: un país de paz y seguridad, laborioso e innovador, con plena vigencia de los derechos humanos y de los deberes ciudadanos.

Estudiar, pensar y actuar sintetizan la vida de Rodolfo Piza Rocafort, un hombre dedicado al bien común; ya sea como abogado, académico, servidor público o líder del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC).

Fiel al legado de sus padres - el eminente jurista Rodolfo Piza Escalante y María del Carmen Rocafort- desde hace 40 años ha desempeñado diversos cargos de gran responsabilidad, como el de Director de Reforma del Estado y el de Presidente Ejecutivo de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS). Es autor de 7 libros, que le han merecido reconocimientos como el Premio Nacional de Ensayo Aquileo J. Echeverría (1989) y el Premio de Investigación Jurídica Fernando Coto Albán (1997).

 

Es de los pocos políticos que conoce a fondo la estructura y el funcionamiento del estado costarricense, sus fortalezas y debilidades.


Amparado en esa experiencia integró, en el 2012, la Comisión Presidencial sobre Gobernabilidad (Junta de Notables) convocada por la entonces Presidenta de la República, Laura Chinchilla, en la cual impulsó los cambios al sistema político jurídico nacional y el mejoramiento de la calidad de la democracia.

La gestión de Piza al frente de la CCSS se concentró, con especial interés, en la atención del asegurado, mediante innovaciones financieras, construcción y equipamiento de centros médicos, e incrementos presupuestarios para la óptima prestación de estos servicios públicos de salud.

Al mismo tiempo logró darle a la entidad una solidez financiera sin paralelo y completó la primera etapa de un ambicioso proceso de Reforma del Sector Salud y de la Seguridad Social en Costa Rica. Asimismo, tuvo un destacado papel en el proceso que condujo a la aprobación de la Ley de Protección al Trabajador, la reforma social que vino a fortalecer el régimen de pensiones, agregándole el pilar de pensiones complementarias, y a su puesta en práctica mediante la creación del Sistema Centralizado de Recaudación (SICERE).


Coordinar equipos de trabajo tan especializados y lograr consensos políticos, aún entre rivales, es producto de la solidez intelectual y la experiencia de don Rodolfo, lograda en las aulas de la Universidad de Costa Rica donde obtuvo su título de abogado en 1983.

Prosiguió su formación en España donde se doctoró en derecho –con la nota más alta- en la Universidad Complutense de Madrid. En ese país se especializó en derecho del trabajo, en la Fundación Universidad de Salamanca. A su extensa formación unió la docencia en diferentes universidades, las continuas disertaciones en foros internacionales; el ejercicio de la abogacía y el desempeño de altos cargos en instituciones nacionales y organismos internacionales.

En el año 2013 asumió el reto de levantar la bandera socialcristiana en circunstancias muy difíciles para el Partido Unidad y fue designado su candidato a la Presidencia de la República. A pesar de las estrecheces financieras, su primera decisión fue ordenar que el partido cancelara su deuda con la CCSS.

Su destacado papel, reconocido por propios y extraños, permitió que el Partido lograra aumentar su representación legislativa y consolidarse nuevamente como una alternativa seria de gobierno.


De ahí que los miembros de la Asamblea Nacional, en el año 2014, lo nombraron por aclamación Secretario General del PUSC. Tras un destacado proceso de renovación partidaria, incluyendo la organización de un exitoso Congreso Ideológico y el posicionamiento como segundo partido nacional alcanzado en las elecciones municipales de 2016, Piza renunció a su cargo para aspirar a la candidatura presidencial en los comicios de 2018.

Más allá de su entrega al servicio público, está casado con Annie Loría y es padre de Alejandro, Rodolfo y Marina, quien lo hizo el feliz abuelo de dos niñas.

Con sus amigos, colegas, conocidos y quienes difieren de sus concepciones ideológicas, mantiene una relación de aprecio basada en su profundo respeto por la dignidad humana y el bien común.

 

HISTORIA DE VIDA